Up Spain

El momento de la comida, ideal para relajarse

La pausa para comer es un momento idóneo para relajarse, evadirse y coger nuevas energías. Una parada obligatoria que nos ayuda a tomar aire y rebajar el nivel de estrés para mejorar la concentración.

Como consecuencia de las prisas, las reuniones y la sobrecarga de trabajo, la pausa de la comida es considerada en muchas ocasiones como una pérdida de tiempo, por lo que, frecuentemente, son muchos los que se decantan por picar algo o comer un sándwich rápido.

Sin embargo, una parada de mínimo 45 minutos es realmente necesaria para el organismo, para recargar las pilas y para ser más productivos.

comer-sano

¿Cuáles son las claves para aprovechar el momento de la comida?

Salir del entorno de trabajo. Cambiar de aires nos ayudará a comenzar con más energía la segunda parte de nuestra jornada laboral. Abandonar la visión del ordenador durante, al menos, hora y media, permitirá que nuestro cerebro se refresque.

Caminar.  Es un buen momento para caminar y romper así con el sedentarismo o con las malas posturas que normalmente adoptamos en el puesto de trabajo.

Tomarse el tiempo necesario para comer. Disfrutar de la comida y no pensar más que en degustar nuestro plato es otra manera de desconectar y relajarse. Aunque no dispongamos de mucho tiempo, invertirlo en saborear la comida es más que necesario y beneficioso.

Tener una dieta equilibrada. Un sándwich o una ensalada son opciones demasiado ligeras como para rendir todo el día. Disfrutar de una comida adecuada nos ayudará a hacer una cena más ligera. Sin embargo, comer poco es, casi con toda seguridad, garantía de una cena copiosa y poco saludable ¿La mejor solución? Buscar restaurantes que ofrezcan menús equilibrados en el entorno de nuestro lugar de trabajo.

Puede que también te interese...

Empresas

Pedidos online