7 Consejos para mantener una vida sana en viajes de trabajo

Viajar por motivos de trabajo implica, en numerosas ocasiones, un importante trastorno en nuestras rutinas: cambios horarios, dietas poco equilibradas y comida “no casera” son compañeros de viaje habituales. Mantener una alimentación saludable durante los viajes de trabajo puede parecer misión imposible pero con decisión y planificación ¡no es tan difícil como piensas!

vida-sana-viajes-trabajo

Si los viajes son parte imprescindible de tu puesto de trabajo, toma nota de estos 7 consejos para hacer tus desplazamientos más saludables:

1. Busca en cada parada los lugares de comida saludable. Es cierto que aeropuertos, estaciones y demás paradas que hacemos en un viaje no son precisamente lugares que se caractericen por contar con un gran número de restaurantes asociados a una alimentación sana, sin embargo, cada vez un mayor número de establecimientos están ampliando su carta para ofrecer platos más saludables como ensaladas o sándwiches ¡Escoge siempre la opción más equilibrada!

2. Evita cierto tipo de alimentos a toda costa. Hay cierto tipo de alimentos que nos pueden hacer sentir mal cuando los comemos pero, especialmente, si estamos de viaje fuera de casa. Son alimentos que absorben la energía y pueden producir una sensación extra de cansancio a la que ya sentimos cuando viajamos por motivos de trabajo. Huye de los snacks, bebidas azucaradas, fritos o alcohol.

3. No te saltes ninguna comida. Hay ocasiones en las que no podemos evitar una comida poco saludable. Modera tu ración pero nunca te saltes ninguna comida porque esto sólo provocará un trastorno en nuestro cuerpo y nuestra mente, ambos necesitan estar alimentados para rendir mejor. Las raciones pequeñas te ayudarán a sentirte mejor.

4. El agua, tu mejor aliado. Es fácil deshidratarse cuando estamos viajando ya que frecuentamos lugares cerrados y ambientes poco naturales. La única bebida hidratante es el agua y te ayudará a estar alerta y sentir más energía. Además estarás más saciad@ y así será más fácil evitar caer en la tentación de la comida poco saludable.

5. No te olvides tu tentempié. Cuando viajamos por trabajo, muchas veces no sabemos a qué hora podremos parar a comer o cuantas horas estaremos sin ingerir ningún alimento. Asegúrate de llevar siempre contigo un tentempié que ayude a mantener tu energía y evitar alimentos malos. Frutos secos o una pieza de fruta son las mejores opciones ya que son fáciles de llevar y de comer.

6. Haz ejercicio. El ejercicio es una pieza clave dentro de un estilo de vida saludable. No dejes que un viaje de trabajo te impida seguir con tu rutina, busca un hotel con gimnasio o algún parque o zona en la ciudad en la que puedas salir a pasear, correr o hacer algún ejercicio que te ayude a sentir mejor y recargarte de energía ¡30 minutos pueden ser suficientes!

7. Vigila tus horas de sueño. Precisamente cuando estás de viaje es cuando más debes respetar tus horas de sueño, son vitales para reponer la energía después los desplazamientos y esenciales para mantener tu sistema inmunológico.

Estos consejos son fáciles de llevar a cabo ¡no dejes que tus viajes de trabajo te alejen de una rutina saludable!

Fuente: John Rampton

Puede que también te interese...